Páginas

sábado, 11 de marzo de 2017

Limpieza facial con aceite. Oil Cleansing Method


Es muy probable que muchas y muchos de vosotros estéis familiarizados con el término en inglés puesto que se trata de un método de limpieza facial que se empezó a poner del moda en los últimos dos años aproximadamente. En realidad y por lo que sé, no es nada nuevo, pero si que es un método muy peculiar puesto que lo más habitual es limpiar el rostro con jabón y agua, leches desmaquillantes, aguas micelares, ... etc

Hace ya un par de años que me adentré en este sistema de limpieza, aunque entonces lo inserté como un primer paso en un sistema de doble limpieza para la noche, ya que "necesitaba" sentir mi piel limpia con el uso de mi limpiador y agua. Con el paso del tiempo y con la necesidad de nuevos métodos de cuidado facial puesto que mi piel es tan reactiva, me decidí a probar el método de limpieza facial con aceite al completo, si bien es cierto que no fue muy fácil la transición los primeros días, me adapté rápidamente al ver que os resultados valían la pena.


ACEITES
En un principio empecé a usar aceite de cáñamo, un aceite con un nivel 0 de comedogénia, especialmente indicado para pieles con tendencia al acné, con un fuerte y peculiar olor, me gustó mucho pero quise seguir experimentando. El siguiente paso fue la mezcla de aceite de cáñamo con aceite de ricino, una mezcla que potencia la limpieza de las pieles con impurezas, y si bien es cierto que no me desagradó seguí investigando. Ahora mismo llevo unos 3 meses usando aceite de caléndula, muy conocido por sus propiedades hidratantes y calmantes, muy fluido y también con  un nivel 0 de comedogénia. Este lo he usado solo y con aceite de ricino, me gusta de las dos maneras, pero si que es verdad que con ricino me gusta algo más.
Recomiendo que elijáis vuestro aceite según vuestro tipo de piel y necesidades, en internet podemos encontrar mucha información de gente que hace sus mezclas y los más recomendados son: aceite de oliva, cáñamo, jojoba, aceite de girasol, ricino ... (este último siempre como suplemento a otro aceite y en una proporción menos al 50%), Todos ellos de primera prensión en frío y a poder ser orgánicos. Para las pieles con tendencia acneica os recomiendo que os paseis por uno de mis últimos post donde os hablaba de ellos y su indice de comedogénia LINK AQUI*


SISTEMA DE APLICACIÓN - mañana
Con las manos limpias y una pequeña cantidad de aceite (tamaño de una avellana) masajeamos el rostro seco, el masaje se recomienda de abajo hacia arriba y de dentro hacia fuera, y cuanto más tiempo mejor. A continuación, con una toalla pequeña o paño de algodón limpio, previamente mojado y escurrido con agua tibia retiramos los restos de aceite y suciedad.
A continuación podemos pasar a la aplicación de nuestro tratamiento, o dejar nuestro rostro libre de productos puesto que los ligeros restos de aceite mantendrán una hidratación óptima en la piel. Esta segunda opción es mi preferida cuando voy a estar en casa, pero si se que me voy a maquillar me pongo una fina capa de mi hidratante y luego paso al maquillaje.

SISTEMA DE APLICACIÓN - noche
Con las manos limpias y una pequeña cantidad de aceite (tamaño de una avellana) masajeamos el rostro seco, de la misma manera que lo hemos hecho por la mañana. A continuación, con una toalla o paño de algodón limpio, previamente mojado y escurrido con agua tibia retiramos los restos de aceite y suciedad.
Este sistema se repite dos veces para conseguir eliminar totalmente el maquillaje, suciedad, polución. polvo, sebo.... una vez terminada la segunda fase ya podemos pasar a la aplicación de nuestro tratamiento.

UTENSILIOS
Las toallas o paños de algodón deben ser suaves puesto que vamos a frotar nuestra piel con ellos, además, debemos tener varios para poder mantener una correcta higiene y utilizar uno limpio en cada ocasión. En el caso de limpieza nocturna, uso el mismo, una cara por limpieza.

RESULTADOS
Personalmente, mi piel a agradecido enormemente alejarla del agua y del jabón, ya que la piel de mi rostro es muy fina y de fácil deshidratación. Los resultados de limpieza son excelentes, el maquillaje desaparece rápidamente y con gran facilidad, al mismo tiempo que la piel consigue una ligera exfoliación diaria gracias a los paños de algodón.
Mi piel con tendencia acnéica y reactiva se ha calmado gracias a este sistema, la capa de sebo natural se  está autoregulando de manera progresiva y mi piel se está normalizando. Los puntos negros son menos y los brotes de acné por deshidratación han desaparecido.
Es cierto que una o dos veces por semana hago uso de mi Clarisonic y mi jabón natural para una limpieza profunda, pero con el paso del tiempo siento que lo necesito cada vez menos, aunque no le sienta nada mal a mi piel.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡ Muchas gracias por tu comentario !